jueves, 14 de febrero de 2008

POLLO HUERTANO


El pollo es un plato que da mucho juego, pues puede cocinarse de infinidad de formas. Esta receta que os doy, es una manera sencilla pero atractiva de prepararlo. Se fríen los trozos, pero después se termina la cocción guisándolos en una cazuela con tapa. De esta forma, al cubrir la cazuela e incorporarle verduras y líquidos, estos se mezclan y aportan sabores distintos que junto con los del pollo, dan unos resultados estupendos.

INGREDIENTES:

• Un pollo de un lilo y medio aproximadamente
• Un pimiento rojo pequeño
• Un pimiento verde
• Un pimiento amarillo
• 2 cebollas gorditas
• 5 tomates de rama medianos tirando a pequeños
• Unos granos de pimienta
• Sal y pimienta molida
• 2 dientes de ajo y dos hojitas de laurel
• Medio vaso de aceite de oliva
• Un vaso de los de vino de vino blanco
• Dos cucharadas de perejil bien picado

MODO DE HACERLO:

Cortar el pollo en trozos y quitarles la piel. Salpimentar. Poner el aceite en una cazuela amplia y baja, y dorar bien los trozos. Sacar y reservar. Cortar los pimientos y las cebollas en trozos grandes







y añadirlos a rehogar en la cazuela. Picar los ajos y añadirlos también así como los granos de pimienta. Cuando vemos que está empezando a tomar color, incorporar el pollo y los tomates.


Si son pequeños se pelan y se añaden enteros y si son demasiado grandes los peláis igualmente y los partís por la mitad, incorporándolos a la cazuela. Ponerlo todo bien distribuido y en una sola capa (por eso la cazuela debe ser amplia). Añadir el vino, los granos de pimienta y el perejil y dejar que cueza despacito con la cazuela tapada hasta que el pollo esté tierno y la salsa bien trabada.

No hay comentarios: